Battlefield 4 – Review

por

REVIEW Battlefield siempre fue considerado como la gran opción para los que buscan un multiplayer más enfocado al trabajo en equipo, escenarios amplios y la posibilidad de usar vehículos. ¿Es Battlefield 4 la evolución que necesitaba la saga para mantener a sus fans y capturar a un nuevo público? ¿O es lo mismo de siempre con nuevos mapas, armas y una historia olvidable?

6 años han pasado de los eventos de Battlefield 3, y la tensión entre Estados Unidos y Rusia nunca estuvo tan alta. A su vez, China está al borde de declararle la guerra a EEUU ya que el Almirante Chang (el gran antagonista) planea derrocar al gobierno chino y, con su victoria, obtener el apoyo de los rusos para ganar esta guerra.

El prólogo de la campaña nos situa en Baku, Azerbaijan, donde vamos a tener que afrontar la difícil decisión de sobrevivir a una muerte segura en el mar dejando atrás a  Dunn (nuestro oficial superior) luego de dispararle a uno de los vidrios del vehículo en el que estamos atrapados. Debido a esto, el Sargento Daniel “Reck” Recker (nuestro protagonista), se convierte en el nuevo líder de Tombstone, quién está integrado además por los soldados Kimble “Irish” Graves y Clayton “Pac” Pakowski.

Tombstone, quien se encuentra bajo el mando del Capitán Garrison del USS Valkyrie, es enviado inicialmente a Shangai, donde deben rescatar a tres VIPs que tienen información para detener a Chang pero luego veremos que cada uno es importante a su manera, y no tan solo por la supuesta información que tienen. Con la inclusión temporal de Kovic y Hannah (dos de los VIPs) al escuadrón, experimentamos de primera mano las consecuencias del poder destructivo del ejército chino y, debido a esto, debemos detener su avance atacando puntos claves como aeropuertos y bases ocupadas por el ejército chino y ruso con la ayuda del ya mencionado USS Valkyrie y su tripulacion.

Una vez mas, Battlefield esta desarrollado completamente con la última versión del engine gráfico Frostbite. Frostbite 3, ademas de permitir la destrucción que lo destaca de otros engines, tiene la capacidad de utilizar texturas de mayor resolución, mejores efectos y escenarios más realistas que antes. Ya que el clima tiene un gran impacto en varios mapas del modo multijugador, se desarrolló una unificación de los cambios climáticos para que los jugadores que encuentran en una misma partida vean las mismas olas en el mar o los efectos del viento sobre la vegetación.

Esto claramente no se aplica del todo sobre las consolas de Current Gen (PlayStation 3 y Xbox 360) debido a las limitaciones de hardware de ambas, y solo vamos a poder notar pocas mejoras gráficas en el modo singleplayer, donde los escenarios son mas cerrados y los enemigos siguen un script determinado. El multiplayer, aun limitando su cantidad máxima de jugadores a 24 (64 en las consolas de Next Gen), lamentablemente tiene que sacrificar parte de la calidad gráfica (distancia de visión, algunas texturas y modelos, etc.) para mantener el rendimiento general del juego.

Como es de esperarse, los sonidos de armas, vehículos y efectos son de los mejores que se pueden encontrar hasta la fecha, pero Battlefield 4 sufre del mismo inconveniente mencionado en la review de Call of Duty: Ghosts: la falta de una voz y una cara para el personaje principal. Esto no es algo nuevo en el género pero ya que no disponemos de muchas libertades durante la campaña, sería bueno que al menos podamos saber en que estado se encuentra Recker en ciertos momentos por su tono de su voz y no solamente por la reacción de los demás.

Aunque el singleplayer no agrega nada nuevo al género, hay pequeños cambios que generan una experiencia más amena desde un comienzo. Entre estos cambios, tenemos la chance de encontrar cajas de armas y explosivos a lo largo de los mapas para reabastecernos y cambiar nuestro arsenal sobre la marcha, dar órdenes de ataque a nuestro escuadrón, mayor libertad de movimiento, etc. Algo nuevo que también vemos es que cada vez que eliminamos a un soldado o vehículo enemigo, recibimos puntos y nuestro rendimiento es calificado al final de cada misión.

El multiplayer, que siempre es el punto fuerte de todos los Battlefield, mantiene gran parte de la fórmula que lo hizo tan famoso y adictivo en el pasado. Entre los distintos modos de juegos disponibles (Team Deathmatch, Conquest, Rush, etc.), vamos a poder elegir entre 4 tipos de clase: Assault, Engineer, Support y Recon.
Asalto: utilizan rifles de asalto y destraba habilidades de médico como dejar medkits y revivir a personajes caídos.
Ingeniero: usan subametralladoras, carabinas, lanzacohetes y minas antitanque. Además puede reparar vehículos aliados de cualquier tipo.
Soporte: tienen a su disposición varios tipos de ametralladoras pesadas y puede ayudar a las tropas aliadas con paquetes de munición, o dando soporte con morteros o C4.
Reconocimiento: usan rifles de francotirador, y gracias a la distancia de visión que tienen y los gadgets disponibles (MAV, sensores de movimiento, etc.), ellos puede detectar tropas a distancia o en los alrededores.

Cada una de estas clases y armas disponibles van subiendo de nivel a medida de que se utilizan, y al hacerlo destrabamos nuevas armas y attachments respectivamente. Al llegar al nivel 10, se nos habilita la opción de Commander Mode (visto por última vez en Battlefield 2142), lo que nos permite ver todo el escenario desde una vista global con la posibilidad de dar órdenes a nuestros aliados, desplegar vehículos y armas a lo largo del mapa, entre otras cosas. Además de darnos nuevas formas de transporte para movernos, los mapas tienen la chance de cambiar radicalmente gracias a “Levolution”. Esta mecánica se observa mayormente cuando una estructura grande se desmorona u ocurre un evento climatológico que termina cambiando la distribución de los objetivos y lugares para ocultarse en un área determinada.

Lamentablemente, tanto el singleplayer como el multiplayer presentan graves bugs que pueden terminar arruinando todo nuestro progreso y nos obligan a comenzar todo nuevamente. En el caso del singleplayer, podemos sufrir de pantallas en negro mientras se carga un checkpoint, que nuestro avance se borre, loops de sonido, y hasta modelos y texturas que cargan muy lentamente. El multiplayer sufre de pantallas de carga interminables y, en el caso de salir de estas, podemos sufrir un reseteo local de nuestras clases, dejándonos en el primer nivel de cualquiera de las clases usamos y perdiendo todas nuestras configuraciones.