Payday 2 – Review

por

REVIEW El cuarteto criminal que tomo a todos por sorpresa en el 2011 vuelve con su nuevo juego, Payday 2. ¿Pueden los muchachos de Overkill Software repetir el éxito de su anterior golpe?

Como se dijo antes, Payday 2 es la secuela de Payday: The Heist, un titulo que sorprendió a muchos con su idea de simular atracos a bancos, tiendas de joyas, etc. Lo inusual de este era que podía ser jugado en cooperativo y de hasta 4 jugadores, cada uno con su set de habilidades y armas, cumpliendo papeles fundamentales para poder realizar los robos exitosamente y luego escapar con el botín. En este aspecto, Payday 2 se mantiene fiel a este estilo, aprovechando esta oportunidad para pulir detalles que no funcionaron en la entrega anterior y así ofrecer una mejor experiencia para el jugador.

Dallas, Wolf, Chains y Hoxton son los integrantes de la banda, y nosotros debemos tomar el control de alguno de ellos para embarcarnos en el mundo del crimen organizado nuevamente. Ya sea con amigos, otros jugadores, la IA del juego o incluso solo, vamos a poder participar en una variedad de robos y distintas actividades ilícitas como atracos bancarios, robos a comercios, trafico de drogas, asaltos a tiendas de joyas, eliminar soplones y mas.

El juego nos ofrece 4 arboles de habilidades distintos para armar a nuestro personaje y jugar de la manera que mas nos guste. Si bien cuando comenzamos a jugar, todos arrancan con las mismas armas y sin ningún ítem especial, el sistema de niveles y experiencia nos permiten desbloquear habilidades y un arsenal de armas y blindajes para que los distintos robos sean mas variados y divertidos. Para poder costear las armas y habilidades que desbloqueamos, también necesitamos el dinero de cada día de pago (paydays) que obtenemos durante cada misión.

Las cuatro clases de habilidades para elegir son:

  • Mastermind: nos permite ayudar a nuestros compañeros, ya sea ofreciendo bolsos de primeros auxilios, levantar personajes heridos con mas facilidad, someter a los enemigos mas rapido e incluso convencerlos que se nos unan.
  • Enforcer: es el tanque del grupo, enfocándose en aguantar daño, llevar bolsos con municiones, usar mejores blindajes y escopetas. Es la clase definitiva cuando la policía tiene rodeados a nuestros compañeros y debemos salir disparando.
  • Technician: utiliza torretas que atacan a los enemigos automáticamente, repara las herramientas mas rápido y puede utilizar explosivos para abrir las puertas y bóvedas.
  • Ghost: ofrece habilidades que permiten deshabilitar cámaras de seguridad y equipos electrónicos haciendo mas difícil que detecten a los demás.

Queda en nuestras manos decidir como desarrollar a nuestro personaje, probar diferentes combinaciones con las habilidades de las cada clase y encontrar el estilo que nos sea mas divertido, ya sea que decidimos ir por el sigilo para tratar de completar las misiones sin ser detectados o ir por la fuerza disparando a todo lo que se interponga en el camino. Ademas de esto, tenemos la posibilidad de crear nuestras propias mascaras y elegir como mejorar nuestro armamento, demostrandonos que el titulo ofrece un nivel de personalización de personaje bastante amplio.

Como en su anterior entrega, el trabajo en equipo es algo fundamental, pero lamentablemente la IA (inteligencia artificial) de nuestros aliados no es exactamente lo que se puede llamar “brillante”. Ellos van a atacar a nuestros enemigos y levantar a cualquier miembro del grupo que se encuentra herido, pero no van a cargar las bolsas con el botin o reparar instrumentos dañados. Por esta razon, es fundamental disponer de la compañía de otros jugadores humanos y tener la posibilidad de comunicarse entre si para que cada uno cumpla su función correctamente. Los enemigos tampoco tienen una inteligencia sorprendente, y muchas veces vemos que son capaces de ignorarnos o no acertar un tiro cuando se encuentran a centímetros de nosotros, pero logran dispararnos sin problemas desde 100 mts de distancia por alguna razon desconocida. Desafortunadamente, la posibilidad de aumentar la dificultad de cada misión no parece afectar el nivel de la IA, y solo va a aumentar la cantidad de enemigos (especiales o no) que nos podamos encontrar durante cada mision.

Hasta ahora todo parece ser bueno, pero Payday 2 tiene varios problemas tecnicos que afectan la fluidez del juego y la experiencia del jugador. Entre estos problemas, podemos encontrar freezes, glitches y bugs que pueden transformar una grata y divertida experiencia en una gran frustración muy rápidamente. En repetidas ocaciones vamos a ver como el juego se congela durante las misiones, dentro de los lobbies o incluso en el mismo menú principal, algunas veces logrando que la consola se cuelgue (tanto en PlayStation 3 como Xbox 360) y la unica solucion es reiniciarla. Ademas de esto, también podemos sufrir de glitches y errores de audio, donde sonidos como armas recargando o taladrando una puerta blindada continúan sonando de fondo aunque la misión haya terminado y nos encontremos en el menú principal. Esto realmente interrumpen el ritmo, molestan al jugador y demuestran que el titulo necesita ser pulido mediante un futuro parche.

El apartado visual tampoco es perfecto y, aunque se pueden apreciar mejoras en los modelos desde su predecesor, Payday 2 deja bastante que desear. Entre las cosas mas notable estan las texturas de baja calidad, sombras que atraviesan paredes, reflejos que no tienen sentido y poca variedad de modelos de enemigos, algo que definitivamente no esta a la par de otros títulos contemporáneos para las consolas.

El código de review utilizado fue proporcionado por 505 Games y el juego se encuentra disponible desde el 13 de Agosto para PlayStation 3 y Xbox 360 (Retail / Digital).